La Academia Celeste

academia

Llámase Academia Celeste al alto sitial donde aprendemos las ciencias inmarcesibles de boca misma de nuestros Patronos y Maestros cuyo doctorado verdadero nos informa en espíritu sin que medien las trabazones propias de la instrucción terrestre, que es siempre torpe por sujeta a la opinión, al pago y al siglo. De uso, se acude a la Academia por la noche y durante el sueño, a efectos de que la Verdad recibida no se vea impedida por el influjo de los sentidos. De aquí mana todo el genio, de aquí mana toda invención y utilidad, Universidad regida por el propio Espíritu Santo que a sus educandos inscribe las lecciones en su corazón para bien de todos los necesitados y de cuantos sufren. Aquí no hay más que una lengua: la que todos olvidamos en el momento de nacer, para adquirir otra de vulgar, y con aquella todos nos entendemos. En el pórtico de entrada dice: Uno es el que entra, otro es el que sale, dando a entender que el Conocimiento que aquí se imparte cambia nuestra natura, pero también se entiende como: tú has sido acepto, pero otro es expulsado. En el pórtico de salida se dice: Tú que sales, a ver si vuelves, como si dijera: si te arrogas como tuyo y propio el saber que has recibido y no les das uso cabal, mira que no volverás a entrar, pero este “a ver si vuelves” es más bien un deseo que una amenaza*. Pues aquí nadie accede por méritos o derechos propios, sino por elección del Santo. Por tanto, nadie debe presumir ni nadie está autorizado a aceptar para si, en este mundo, el título de maestro**. Aquí hay muchas facultades: la vera medicina se enseña aquí, la física del Bereshit también, la química, la astronomía, la matemática y la música, la lógica del Verbo, la mayéutica, la biología, la química y otras ciencias que aún están por descubrir en este mundo, donde son conducidos cada cual de acuerdo a su carisma propio y para promoción del mismo. Hay jardines y claustros y manantiales y paseos por donde deambulan las almas rectas coloquiando pacíficamente las cosas que se aprenden. Los Maestros que imparten son rigurosos, pero no rígidos, suaves pero no blandengues. Quien está en la Academia Celeste sabe que lo está, quien lo duda, no lo está, pero todos debemos tratarnos unos a otros como si fuéramos condiscípulos de tan alto honor. Cuando despertamos, toda la enseñanza queda guardada en algunos lugares secretos del alma y parece que la olvidamos, pero no es así, y este aparente olvido es para que la administración de tales talentos se acomode a nuestro estar mundano sin representar engorro. Nadie se doctora en vida, con lo cual doy a entender que no se agota el dogma en el margen de ochenta años. Podría hablar mucho de esto, pero con lo dicho yo creo que vale.

 Estas dos inscripciones, aunque parezca chocante, no las recuerdo bien,  pero valgan como aproximación**Sobre este particular hay varios matices, pero esta es la norma general.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en General.

4 comentarios el “La Academia Celeste

  1. elhortulano dice:

    “Uno es el que entra y otro el que sale”. Un abrazo.

  2. Eloy dice:

    A Dios le pido ser aceptado en tan insigne Academia,creo que poco más se puede desear en esta vida,ya que es feliz quién tiene el consejo del Espíritu Santo.
    Un abrazo a todos los buscadores de la Verdad.

  3. Eloy, en tu propia petición, por justa y honorable, ya está la respuesta, según está escrito en Lc. 11, 9-10: “Por esto os digo: Pedid y Dios os dará, buscad y encontraréis, llamad a la puerta y se os abrirá. Porque el que pide, recibe; el que busca, encuentra y al que llama a la puerta, se le abre“. Y observa que hay tres regímenes en las cosas sagradas, de los cuales el primero se recibe por vía de pedir, el segundo se encuentra por vía de buscar y al tercero se accede por vía de llamar. Un fraternal abrazo.

  4. elhortulano dice:

    ¿Deduzco entonces, noble Cosmógono, que hay tres vías según el que se decide a emprender esta sublime llamada? ¿o quizás se trate de tres etapas sucesivas en esta noble matriculación? Finalmente ¿qué ocurre con el que realiza esos tres regímenes, y recibe en el tiempo de Morfeo la inscripción?
    Un abrazo fraternal.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s