A Ludovico el Rojo ¡Honor!.

Ludovico el Rojo es, desde hoy, mi segundo. Entre los deberes que me he propuesto, está el redactarle una carta importante, que será privada. Yo tengo mis razones y él las sabe. Queda escrito aquí para común saber y para recordarme a mí mismo que no demore el quehacer. La naturaleza de las primeras cosas, la expectación de las que se esperan y los medios convenientes, las poseerá de mí como cosa propia, sin que nada obste. Y que, según su saber, las madure para dar en un futuro, testimonio vivo de que la Ciencia ha sido. Firmo.

Imagen

Anuncios
Esta entrada fue publicada en General.

Un comentario el “A Ludovico el Rojo ¡Honor!.

  1. Esto es mucho más de lo que yo podía pensar. Es una gracia tan generosa que me siento abrumado. Muchísimas gracias. Que Dios te bendiga y a mí me haga digno del don que me haces.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s