Minervalias

Palas engendrada sola, venerable progenie del gran Zeus,
divina, bienaventurada diosa, que impulsas la guerra, de corazón violento,
inefable, de quien se habla, de gran nombre, que vives en los antros,
que gobiernas las escarpadas alturas de elevadas cimas
y los sombreados montes, que deleitas tu corazón en los valles,
que te alegras en las armas, que aguijoneas con delirios las almas
de los mortales, doncella dada a ejercicios gimnásticos, que posees ánimo
terrible, matadora de la Gorgona, que huyes de los lechos, madre muy próspera
de las artes, que excitas, que envías delirios a los malvados, prudencia
para los buenos: eres en verdad hombre y mujer, belicosa, sabiduría,
de variada forma, serpiente, amante de la inspiración, de ilustre
honra, destructora de los Gigantes en Flegra, impulsadora
de caballos, Tritogenia, liberadora de males, divinidad portadora
de victoria, días y noches siempre en las últimas horas,
escucha mi súplica y concédenos la paz muy próspera,
la saciedad y la salud en muy prósperas horas, deidad
de ojos brillantes, inventora de las artes, reina muy invocada
.

Queridos ciudadanos, un año más celebramos la festividad de  nuestra patrona nacional, Minerva, Señora de la Lanza y el Olivo, con fastos que se prolongarán hasta la luna llena del mes presente. Los eventos previstos, se anunciarán. Es posible que a lo largo de esta semana haya un certamen de tiro al arco, de lanzamiento de jabalina, de retos dialécticos y sofísticos, de lucha espartana, de natación desnuda, de música esférica y demás singularidades cosmogónicas. Es de preveer que Claudia Germánica recite el Urfaust de Goethe en perfecto idioma bárbaro. De todo lo cual, serán informados puntualmente. Por lo pronto, henchido mi corazón de felicidad, declaro inaguradas oficialmente, las Panateneas-2010. CVLTVRA Y GVERRA! VICTORIA!

Anuncios
Esta entrada fue publicada en General.

Un comentario el “Minervalias

  1. Ateneo dice:

    Tan querida y tan cercana a mi esta Minerva, atenéica, que siempre me acompaña, especialmente desde estos últimos tiempos, en los que, tras múltiples llamadas, insistencias, e incluso ruegos, ha accedido a dejarme estar en su compañía, aunque sea por breves pero fructíferos instantes.

    Deseo que estos fastos sean para bien de todos vosotros y que su égida os proteja sabiamente.

    Disfrutad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s