Jabalina romana

Hoy, haciendo unos lanzamientos de jabalina romana, me he dado cuenta de que soy un excelente lancero de precisión a 20-25 pasos y muy correcto en lanzamiento largo a 25-30 metros. En esta última modalidad, el venablo se arroja alto para que trace una parábola y caiga de punta dentro de un círculo. Esta es mi jabalina, a la que llamo cariñosamente Fulmen:

Encarezco a los padres para que instruyan a sus hijos e hijas en estas artes tan nobles, porque veo con desagrado que el sentido de la puntería, sea a piedra, flecha o lanza se está perdiendo, y esta habilidad, si se pierde, ya no se puede recuperar, por atrofia de la facultad trigonométrica cerebral que la posibilita.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en General.

Un comentario el “Jabalina romana

  1. Santiago Jubany dice:

    Cuando Yago, fundador de ciudades, sea un mocoso, le enseñaré estas artes venatorias para forjar su espíritu en la rectitud necesaria, de acuerdo a los principios morales que se exponen en mi obra “Fundamentación matemática de la virtud necesaria”.
    Las ciudades no se conquistan o fundan únicamente con poemillas a la novia, sino con acero, disciplina y espíritu embravecido. En este sentido, su educación será más excelente que la de Alejandro Magno.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s