Catecismo elemental de Cosmogonía (VI)

Decidme, hay algo que impida cosmogonizar?
Hay varias cosas: el existencialismo francés sobre todo; el arte abstracto también obsta la capacidad. Pero no hay obstáculo mayor que esa herejía que se ha dado en llamar la nueva era, o new age.
Y esto último por qué razón?
Porque nosotros, los cosmógonos, somos portadores de una tradición vetustísima que es vejada sistemáticamente por el cretinismo nuevaérico. De modo que, sin pudor alguno postulamos el retrogradismo y la old age.
Y en qué se traduce esto?
En una vida proba, severa y pía, que no participa de la promiscuidad intelectual imperante ni del sentimentalismo diabético que exhiben esas mentes tibias. Nosotros somos soldados, señor mío.
Cómo que soldados?
Si, porque hemos participado del sacramento de la Confirmación, que hace de todo creyente, un soldado. En consecuencia, el eunuquismo espiritual, -inspirado por el maligno- no hace mella en nuestro fanatismo guerrero.
Y bajo que pendones combatís, soldados?
A pesar de vuestra ironía os responderé: bajo el de Constantino el Grande y su estandarte “in hoc signo vinces”, bajo el del águila romana que clama “Senatus Populus Que Romanus”, bajo el de la Triple Tiara de César, Pontífice Máximo, bajo el lema “Non nobis, Dominus” o “Solis invictus” y otros que podría declarar.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en General.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s